Luego de que se le pasara la mano con el champan, la actriz pasó sola por la alfombra roja de los Globos de Oro en 2009 y terminó sentada en la misma mesa que la actriz, Blake Lively, y los Jonas Brothers.

No obstante, la actriz de ‘Transformers’ decidió enfocarse en disfrutar de las botellas gigantes de la marca de champán ‘Moët & Chandon’ que había a disposición de los invitados esa noche, por lo que bebió bastantes copas.

“Ahora ya no bebo y esa es la razón. Me puse muy agresiva y más tarde solté un montón de tonterías en la alfombra roja que no debería de haber dicho nunca. Me metí en un lío por todo lo que dije”, confesó Fox.

Si bien no quiso entrar en detalles, según las publicaciones de la época, Megan le sacó los trapos sucios a su entonces esposo, Brian Austin Green, al asegurar que estaba allí sola porque él tenía un ego demasiado grande como para verse relegado al papel de su acompañante.