“No Time to Die”, la nueva película de la saga sobre James Bond, se retrasará una vez más debido a la pandemia y su estreno queda fijado ahora para el 8 de octubre de 2021.

Se trata del tercer contratiempo que afronta esta película debido al coronavirus.

En principio iba a llegar a los cines en abril de 2020, pero los responsables de “No Time to Die” decidieron atrasarla hasta noviembre de ese mismo año para tratar de esquivar el impacto de la pandemia.

Esta cinta sobre el agente 007, que servirá para despedir a Daniel Craig como James Bond, se convirtió así en la primera gran superproducción que alteraba sus planes de lanzamiento por el coronavirus, un camino que no tardarían en seguir la gran mayoría de “blockbuster” de Hollywood.

El tormento para James Bond no terminó ahí, puesto que el pasado octubre se anunció que la película volvería a retrasar su estreno, esta vez de noviembre de 2020 a abril de 2021.

Este tercer y por el momento último retraso de “No Time to Die”, ahora hasta el 8 de octubre de 2021, vuelve a poner entre enormes interrogantes el calendario de estrenos para este año de Hollywood, que confiaba en que tras 2020 los cines volverían a una relativa normalidad.

Ahora la pelota queda en el tejado de los grandes estudios que, tras el movimiento de la cinta de James Bond, quizá se planteen aplazar una vez más sus estrenos más inmediatos u optar por lanzamientos en el mercado digital.

El agente británico siempre es un gran imán para el público, pero esta vez llega con arsenal extra en “No Time to Die”: es la última película de Daniel Craig como Bond, Billie Eilish ha firmado el tema principal de la banda sonora, Ana de Armas y Rami Malek figuran en su reparto, Cary Joji Fukunaga es su director, etc.

Craig, de 52 años, protagonizó “Casino Royale” (2006), “Quantum of Solace” (2008), “Skyfall” (2012) y “Spectre” (2015) dentro de la saga sobre James Bond.

Esta última película recaudó en todo el mundo 881 millones de dólares en taquilla, según el portal especializado Box Office Mojo.

/gap